Creadores

Errecé: “Ahora estoy viendo que soy un artista, no un ‘freestyler'”

Foto: Gianfranco Tripodo

Entrevista a Alejandro aka Errecé:

· "Las batallas no son mi terreno, aunque lo pueda parecer a la gente que no me conozca"

· "Me considero rico porque vivo de lo que me gusta"

Entrevista a Alejandro aka Errecé:

· "Las batallas no son mi terreno, aunque lo pueda parecer a la gente que no me conozca"

· "Me considero rico porque vivo de lo que me gusta"

Rubira Cruz son sus apellidos. De ahí que sus iniciales, deletreadas y con acento, sean un modo de recordar quién es y de dónde viene cada vez que se sube a un escenario. Errecé es el resultado de la influencia de varios estilos musicales, algo similar a lo que originó la música reggae, su particular ‘alma mater’. Con 12 años se inició en las batallas de gallos. Ya le encantaba insultar. ‘Idas y Avenidas’ (2012) y ‘Feedback’ (2014) son sus primeros trabajos con portada y contraportada. La poesía se queda en los tracks, en el escenario ruge con ‘flow’.

14 años. El rap sobre los planetas…

Ostras, fue mi primera apertura al escenario. Recuerdo que estaba en el instituto, con unas 300-400 personas de público. Estaba nerviosísimo, más incluso que en mi primera Red Bull. Empecé a rapear y, al minuto o así, se me fue totalmente la letra, me quedé en blanco y tuve que sacar la hoja y seguir rapeando leyéndola… Muy loco todo.

¿Qué recuerdos tienes de tus primeras batallas contra otros ‘freestylers’?

Muchas veces lo hablo con mis compañeros del gremio: nuestro ‘hobby’ se ha convertido en nuestro trabajo. Eso es algo que cuesta mucho asumir, y más para chavales tan jóvenes como nosotros, pero recuerdo con una añoranza increíble cuando hacíamos ‘freestyle’ por el mero placer de hacerlo. Esas ‘batallas de gallos’ en las que nos pagábamos los buses y los trenes para irnos a Barcelona, a Vigo a aprender… y ahora lo hemos convertido en nuestro trabajo. Es muy bonito.

¿Sobran batallas y faltan shows de ‘freestyle’?

A ver, creo que me sacaría mucho más partido un show de ‘freestyle’, desde luego, ya que las batallas no son mi terreno, aunque lo pueda parecer a la gente que no me conozca. En el ‘freestyle’ es donde me saco más brillo, me dejo fluir, juego con las bases, no me centro tanto en el ‘punchline’. En un show de ‘freestyle’ disfrutaría mucho más… pero entiendo que la gente, estando la sociedad como está, lo que busca es el ‘Pan y Circo’. Por eso la gente ve la televisión que ve, por ejemplo. Las batallas es algo muy apetitoso para una persona que no sepa de ‘freestyle’ porque son dos personas insultándose.

¿Crees que se reconoce poco el papel de los Djs en las batallas?

Poquísimo. Tanto del Dj como del Host/Speaker. Menos Mbaka, que lleva más años que la Red Bull en sí jaja El Dj es una persona que está ahí y que sin Verse en el caso de la Red Bull o Sunshine en la FMS no sería la misma batalla. Cambias el Dj y pierde toda esa calidad que tiene, pero la gente no lo… ¿sabes por qué? A nosotros se nos ve, se nos escucha, a él no. Si él hablase 20 minutos por batalla, la gente reconocería a los Djs, pero como solo se les ve una carita y unas manos… pues ‘pon la base’, se piensan que es darle al play. Y eso no funciona así.

¿Qué crees que te ha aportado batallar en parques?

Ya no solo en parques, las horas que le he echado a improvisar en la calle muy poca gente se las ha echado. He entrenado y sigo entrenando muchísimo. Es verdad que antes más, porque como he comentado antes, ahora es mi trabajo y te lo tomas de manera distinta… pero rapear en la calle lo que te aporta, sobre todo, son muchas influencias, algo muy importante. Al haber viajado tanto he cogido influencias de todos los estilos: de Alicante las métricas, por ponerte un ejemplo, en Madrid son más agresivos en el ‘punch’, en Barcelona van con los palabreos… he cogido lo mejor de cada sitio.

¿Qué te hace olvidarte de todo?

Cuando estoy en mi casa y no estoy centrado en entrenar, simplemente en disfrutar de lo que estoy haciendo, en este caso el ‘freestyle’, es cuando más desconecto. El otro día, por ejemplo, me puse bases de reggae, que es el estilo donde más cómodo me veo, y de verdad, desconecto, se me eriza la piel cuando estoy a gusto con una base.

¿El hecho de estar en un grupo de música ajeno al rap te ha hecho descubrir cosas sobre ti mismo?

Muchísimas. En los últimos años estoy descubriendo partes de mí que no reconocía. De hecho, ahora estoy viendo que soy un artista, no un ‘freestyler’, cosa que antes no me imaginaba. Ahora estoy escribiendo canciones, voy a sacar un disco próximamente con influencias de todos los estilos… o sea, voy a probar todos los tipos de música y creo que eso es una cosa que te abre el mundo entero. No cerrarte a ningún tipo de instrumental, de electro, reguetón o trap es lo más mágico del mundo.

Tienes 23 años, ¿qué te da miedo?

No voy a decir miedo, pero es verdad que desde los 20 años estoy teniendo una vida de ensueño. No porque sea rico, ni mucho menos. Me considero rico porque vivo de lo que me gusta, que eso muy poca gente puede permitírselo. De hecho, del ‘freestyle’ creo que podemos diez personas en España, y eso es una locura. Cualquier trabajo que te diga que solo diez viven… imagínate. Y encima te tienes que mantener, tienes que estar todo el día practicando.

No tengo miedo porque sé que siempre me voy a saber buscar las castañas. El mundo del espectáculo siempre ha sido mi mundillo, desde que tengo 15 años, y sé que si no es del ‘freestyle’ será de la música, si no de la interpretación… Te diría que es un miedo dejar de vivir de lo que me gusta, porque es una posibilidad, pero ojalá que no.

Foto: Gianfranco Tripodo Foto: Gianfranco Tripodo

  • Cristian Buades

    Por Cristian Buades

    Dicen que soy periodista, aunque algunos me llaman juntaletras. Tweetdeck humano, rastreador, un tipo serio.

¿Qué te ha parecido?

Te doy mis diez

Me indigna

Me entristece

Fli-po

Me partooo