Conocer

“No son hostiles, sólo dicen ‘déjanos en paz'”: habla Triloknath Pandit, superviviente en Sentinel del Norte

Pocos conocen con tanto detalle a la denominada 'tribu más aislada y peligrosa del mundo' como Pandit:

· Recientemente se ha declarado como 'casi imposible' recuperar el cuerpo del joven que murió tras contactar con la tribu

Pocos conocen con tanto detalle a la denominada 'tribu más aislada y peligrosa del mundo' como Pandit:

· Recientemente se ha declarado como 'casi imposible' recuperar el cuerpo del joven que murió tras contactar con la tribu

Interés, atracción, morbo, curiosidad… Cada palabra sirve para definir cada información publicada sobre Sentinel del Norte, la isla del océano Índico habitada por una tribu tan desconocida como aislada del mundo que conocemos.

La muerte de un misionero cristiano a flechazos ha puesto el foco en los aborígenes de la isla, famosos por su actitud beligerante ante los visitantes a su territorio. Sin embargo, hay un hombre que estableció un ligero contacto con la tribu y sobrevivió: Triloknath Pandit.

Pandit, antropólogo indio, realizó varios viajes a la isla entre los años 1966 y 1991. Estos viajes se enmarcaban dentro de un programa de contacto progresivo promovido por las autoridades indias, que finalizó en la década de los 90 por la reiterada actitud hostil de la tribu ante los grupos de observación, con varios muertos por impacto de flechas o hachas, y por el temor a introducir enfermedades que acabaran con la vida de los llamados sentineleses.

No obstante, el grupo de Pandit acabó logrando algo tan insospechado como irrepetible hasta la fecha: mantenerse cerca de la tribu sin ser atacados desde el primer minuto. En 1967, ocho hombres cargados de cocos y un cerdo se dirigieron, en un pequeño barco a motor, a la isla, quedándose a una distancia prudencial. Anteriormente, Pandit y su equipo trabajaron en generar cierta confianza con los isleños, llevándoles cocos y otros ‘regalos’.

Tratábamos de comunicar a los miembros de la tribu que estábamos allí sólo para extender una mano de amistad, no queríamos nada de ellos“, ha explicado recientemente el antropólogo, de 83 años, y voz autorizada en lo referente a Sentinel del Norte. Aquella visita dio algunos de los pocos detalles que se conocen en la actualidad de los sentineleses. Por ejemplo, la tribu rechazó el cerdo que se les había entregado: lo mataron y enterraron en la arena. Esta hipótesis es la que se maneja en torno al cadáver de John Allen Chau, cuya recuperación es ‘casi imposible’ según diversas autoridades por dos motivos: para evitar cualquier conflicto con la tribu, incluyendo la transmisión de enfermedades, y por los términos legales que rodean a la isla, ya que la ley de la India impide, a priori, cualquier aproximación a menos de seis kilómetros de la isla y sus habitantes para preservarles.

En sus posteriores y contadas visitas, el equipo de Pandit veía como los acercamientos eran menos hostiles. En 1991, se documentó con imágenes y grabaciones el más exitoso, con una entrega de cocos como muestra de amistad, ya que es un alimento que no crece de forma natural en la isla.

“Conseguimos que confiaran en nosotros lo suficiente como para dejar sus armas atrás. Fue un gran avance para una tribu tan solitaria”, explica el antropólogo indio, que escribía en sus diarios algunas características de la tribu. “Si intentáramos aventurarnos en su territorio sin respetar sus deseos o nos acercáramos demasiado, nos darían la espalda y se sentarían en sus caderas, como si fueran a defecar. Como último recurso, dispararían flechas”.

Preguntado en India Times sobre el último suceso relacionado con la tribu, Triloknath Pandit se mostraba sorprendido: “No son personas hostiles. Ellos advierten, no matan a la gente, incluyendo a los forasteros. Sólo dicen ‘déjanos en paz’. Dejan bien claro que los forasteros no son bienvenidos en su hábitat. Hay que entender ese lenguaje”.

  • Eslang

    Por Eslang

    Se escribe con e. Se nos da mejor contar historias que ponernos nombre.

¿Qué te ha parecido?

Te doy mis diez

Me indigna

Me entristece

Fli-po

Me partooo