Política

¿Qué dice de formulario, señoro?: Qué plantea la reforma del Código Penal sobre el consentimiento

El Gobierno propone modificar la ley para que si no hay consentimiento se considere violación:

· Con esta reforma, La Manada habría sido condenada por violación y no por abuso sexual

· Con la propuesta han surgido críticas de gente que no entiende por qué es necesario el consentimiento

El Gobierno propone modificar la ley para que si no hay consentimiento se considere violación:

· Con esta reforma, La Manada habría sido condenada por violación y no por abuso sexual

· Con la propuesta han surgido críticas de gente que no entiende por qué es necesario el consentimiento

Los sanfermines de 2016 comenzaron con una violación múltiple a una chica de 18 años por un grupo de cinco hombres de entre 26 y 28 años. Casi dos años más tarde, el 26 de abril de 2018, se dictó la sentencia. A La Manada se le condenó a nueve años de cárcel por abuso sexual y fueron absueltos de agresión sexual por considerar que no hubo violencia ni intimidación y que, según dicta la sentencia, “la víctima no dio su consentimiento”, pero “no se movió” para “evitar males mayores”. El fallo de este caso llevó un feminismo multitudinario a las calles para luchar por la superviviente y ahora ha llegado a la política. Tras la sentencia de La Manada, el nuevo Gobierno ha planteado modificar el Código Penal: introducir un consentimiento expreso en los delitos sexuales. Solo sí es sí.

“Si una mujer no dice sí expresamente, todo lo demás es no”. Carmen Calvo, vicepresidenta y ministra de Igualdad, fue la encargada de anunciar las nuevas medidas que quiere poner en marcha el Gobierno en cuestiones de igualdad y violencia de género. La más importante y más sonada ha sido la que ratificaba la necesidad de un consentimiento antes de mantener relaciones sexuales. Así, en este caso, lo que el Gobierno propone es reformar el Código Penal y la Ley de Enjuiciamiento Criminal para que las agresiones sexuales dejen de depender de la interpretación de los jueces y juezas. Si una mujer no da un sí expreso, directamente es un no.

Suecia, el ejemplo directo para la reforma española

Calvo lo adelantó en una entrevista en El Mundo y lo repitió el martes al comparecer en el Congreso. Su intención es hacer una reforma similar a la que aprobó Suecia en mayo y como la que está haciendo Alemania ahora. La de Suecia “es una fórmula extraordinaria. No podemos estar interpretando. Si una mujer no verbaliza sí, es no”.

Desde el pasado uno de julio cualquier relación sexual sin consentimiento expreso se considera violación en Suecia. El Parlamento sueco aprobó esta nueva ley con el respaldo de todos los partidos, siguiendo reformas similares a las que ya existían dentro de la Unión Europea en Bélgica y Reino Unido. La modificación de la ley sueca, tomada como ejemplo en España, hace que no sea necesario el uso de la violencia, la intimidación o el aprovechamiento de la indefensión para que se considere violación en vez de abuso. Es decir, si esta ley hubiese estado en vigor en España durante los sanfermines de 2016  —según la interpretación de la sentencia—, La Manada habría sido condenada por violación y no por abuso sexual.

Además, en la ley sueca el consentimiento no tiene que ser necesariamente verbal (y no, si se lleva a cabo en España tampoco habrá que firmar un contrato). El consentimiento también puede darse a través de gestos o “de otro modo”, tal y como explica le ley. Eso sí, en caso de duda, el supuesto agresor tendrá que demostrar que las relaciones se mantuvieron de forma voluntaria.

La compresión oral no parece ser el fuerte de todas aquellas personas que se han tomado al pie de la letra las declaraciones de Calvo. No será necesario llevar un impreso para cada vez que vayas a follar con alguien ni tendrás que descargarte aquella app pocha de consentimiento que se viralizó hace meses —no sabemos si los que la desarrollaron tenían claro que por mucha app que haya el consentimiento siempre es revocable: ni puedes hacer lo que te dé la gana sin contar con la otra persona ni significa que alguno de los implicados en el sexo no pueda pararlo cuando desee—.

Para calmar a los alarmados, algunos juristas han aclarado que el discurso de la ministra de Igualdad no hay que tomarlo literalmente. Manuel Cancio, catedrático de Derecho Penal de la Universidad Autónoma de Madrid, explicó en El País que las declaraciones de Calvo dejan margen a una lectura distinta. Para él son un discurso simbólico que pretende dejar claro que “el varón debe pensar si está haciendo algo que le están permitiendo o no”. “Solo  es . Ahora, la cuestión es cómo se dice . Obviamente, no vas a exigirlo de forma escrita, ni con una manifestación expresa”, explicó el catedrático en el medio nacional.

Los que no entienden de qué va el consentimiento

Resulta desconcertante que hayan nacido tantas críticas a raíz de una propuesta de reforma que solo pide que haya consentimiento antes de tener relaciones sexuales. “Ah, ¿pero es que ahora los hombres vamos a tener que pedir permiso para follar con alguien?” Pues mira, por loco que parezca, sí, así debería ser siempre.

 

Tras las declaraciones de la ministra han surgido muchos comentarios en Twitter que parecen estar en contra de que si no se expresa el consentimiento expreso se considere violación y, en muchos casos, la necesidad de la reforma del Código Penal para proteger a las mujeres del machismo que sufren a diario ha sido objeto de risas y mofas.

Ni contratos ni documentos por escrito ni burocracia. La reforma del Código Penal en el ámbito de violencia de género y considerar delito de violación el no consentimiento al mantener relaciones sexuales es necesario. Porque sí, aun hoy, hay personas que aún no han entendido de qué va el consentimiento y se ven en el derecho de tener sexo sin contar con la persona que tienen delante.

  • Eslang

    Por Eslang

    Se escribe con e. Se nos da mejor contar historias que ponernos nombre.

¿Qué te ha parecido?

Te doy mis diez

Me indigna

Me entristece

Fli-po

Me partooo