Alguien está dispuesto a cantar para Donald Trump, pero con una condición

(Foto: DonkeyHotey/Flickr)

De 'Home Alone' a 'Forever Alone':

  • Nadie quiere cantar para Trump en su ceremonia de investidura. ¿Nadie? Si, hay alguien
  • Pero ha puesto contra las cuerdas al presidente: solo lo hará con un tema antirracista

Donald Trump realizó un breve cameo en Solo en casa 2 (si no os acordáis, perdonad por arruinaros la infancia):

Kevin (Macaulay Culkin) caminaba perdido por el hall del Hotel Plaza y pedía ayuda a un señor trajeado que no era otro que el magnate estadounidense, por entonces dueño del edificio. Pero ya ha llovido de aquella, y de Home Alone Trump ha pasado a Forever Alone. Sorry Mr. President, nadie quiere cantar para ti en tu investidura. Artistas de renombre como Elton John, Celine Dion o Andrea Bocelli han rechazado su invitación, pero hay una artista que está dispuesta a prestar su voz para el presidente electo de los Estados Unidos. Ahora bien, con una condición.

Rebecca Ferguson, cantante salida del Factor X británico, hizo pública este lunes a través de Twitter la invitación de Trump para cantar en la ceremonia que tendrá lugar el próximo 20 de enero. A diferencia de sus compañeros, ella sí acepta la petición, pero lanzando un reto al presidente: solo lo hará si le permiten cantar Strange Fruit, un tema “que tiene una enorme importancia histórica, una canción que fue puesta en la lista negra en Estados Unidos por ser demasiado controvertida.

La canción 'Strange Fruit' fue un emblema para el movimiento por los derechos civiles estadounidenses

Una canción que habla a todas las personas negras que han sido despreciadas y pisoteadas en Estados Unidos. Una canción que es un recordatorio de que el amor es la única cosa que conquistará todo el odio que hay en el mundo”.

La letra de esta canción, originalmente interpretada por Billie Holiday en 1939, es un poema del escritor nacido en El Bronx Abel Meeropol en protesta por los linchamientos a afroamericanos en el sur de Estados Unidos, y se erigió en uno de los primeros lemas del movimiento por los derechos civiles estadounidenses.

Aceptaré si me permites cantar Strange Fruit, una canción que estuvo en la lista negra de Estados Unidos por ser demasiado polémica”

Rebecca Ferguson

Katy Perry, Madonna y Lady Gaga cantaron para Clinton; Beyoncé, Alicia Keys y Steve Wonder hicieron lo propio con Obama, entre muchos otros. Mientras tanto, Trump solo ha conseguido confirmar la participación de artistas como la compañía de baile The Rockettes, el coro mormón Tabernacle y de Jackie Evancho, participante de America’s Got Talent. ¿Aceptará Trump la condición de Rebecca Ferguson?

  • Eslang

    Eslang

    Hablar de uno mismo sin parecer idiota es más difícil que elegir nick para el Messenger… sin parecer idiota. Buscamos historias, vivimos en las redes, nos pringamos con lo importante, nos reímos de lo solemne.

Aquí habrá comentarios