Identidades

7 himnos LGTB+ para celebrar la diversidad

Hacer un listado de himnos LGTB+ sin incluir a ninguna diva de ventilador es posible. Y venimos a demostrarlo. Algunas composiciones son una pura celebración del amor -y el sexo, claro- LGTB+; otras, canción protesta; pero lo que sí conforman todas ellas es una oda a la diversidad y a la visibilidad del colectivo a través de sus letras y videoclips:

Mujer contra mujer, de Las Chillers

La riot version que se han cascado Las Chillers del Mujer contra mujer de Mecano abre nuestra lista. Dueñas y señoras del punkbakalao antipostureo posmoderno, la banda madrileña ha hecho suyo este hit compuesto por José María Cano que cantarán en las fiestas del Orgullo de Bilbao (22 de junio), Sevilla (23 de junio) y Madrid (6 de julio).

¿Cómo dice? “Nada tienen de especial dos mujeres que se dan la mano. El matiz viene después, cuando lo hacen por debajo del mantel. Luego a solas, sin nada que perder. Tras las manos, el resto de la piel. Un amor por ocultar, aunque en cueros no hay donde esconderlo. Lo disfrazan de amistad cuando salen a pasear por la ciudad…”

Hormonas, de (Me Llamo) Sebastián

“Encuentro demasiado ridículo que exista gente trans y que no haya leyes para cuidarlos. Es vergonzoso. Y si yo desde mi lugar como cantante puedo hablar algo de lo que la gente no puede decir nada, obvio que lo voy a decir”. En estos términos se pronunció sobre la lucha transgénero el cantante chileno Sebastián en una entrevista con PicnicTV. Y así lo hace en su canción Hormonas:

¿Cómo dice? “Algunos le decían que era enfermedad, que iba en contra de lo natural. Después de muchas rabias pudo comprobar que para su condición había cura: se llama libertad. Quiere un cuerpo que vaya en la misma dirección que apunta su cerebro. ¿Y quién le puede reclamar? Que tenga paz en sus neuronas, que duerman todas sus hormonas”.

El test de la Bravo y la Superpop, de Putochinomaricón

Chenta Tsai, aka Putochinomaricón, hace una crítica en El test de la Bravo y la Superpop a aquellos cuestionarios llenos de clichés y estereotipos sexuales que publicaban las revistas adolescentes en los 90 (y no tan 90), esos que perpetuaban el mito del amor romántico, pregonaban la heteronormatividad y encorsetaban la personalidad de los adolescentes de forma obscena.

¿Cómo dice? “Casillas y binarismos, no habrá otra opción. El test de la Bravo y la Superpop nos indican quiénes somos con mucha precisión. Hechos de tantas piezas, no se pueden contar. Somos aglomeraciones, no tenemos personalidad”

Pop ur pussy, de C. Tangana

El pepinaco de vídeo de Pop ur pussy realizado por El Palomar puso a C. Tangana en el centro de todas las miradas, incluso más que antes. ¿El motivo? Una canción y una pieza audiovisual que conformaron “un alegato artístico a favor de la libertad de género y sexual”, y que puso sobre la mesa “el problema del género binario en la sociedad del siglo XXI”, según comunicó Sony en la presentación de este single.

¿Cómo dice? El vídeo lo cuenta mejor:

Ataraxia, de La Casa Azul

Dejamos de lado La revolución sexual, que esa nos la sabemos todos PORQUE ES EL TEMAZO, para incluir en este listado Ataraxia, la nueva canción de La Casa Azul, un tema que rezuma placer, sexo, química y pasión por todos sus acordes. De todos y para todos.

¿Cómo dice? “Haces que pueda dormir, que pueda imaginar. Haces que pueda inhibir mi flujo neuronal. Tú haces que el tiempo se detenga y se quede todo en blanco. Y ya no piense en nada, nada más”.

Sebastian Bach, de Carlos Sadness

Así definió el cantante el cantante y compositor catalán su canción Sebastian Bach en una conversación con Jenesaispop: “Realmente es una canción que se podría interpretar –no directamente- un poco como los chavales que no se atreven a salir del armario, por ejemplo. Hay un punto ahí de intentar hablar de cosas que simplemente se intuyen, a través de una historia que puede parecer de amor convencional”.

¿Cómo dice? “Me quieres como se quería en el siglo XVI, me pides besos a escondidas como en el siglo XVI”

Oh, sana, de Miss Caffeina

Tal y como nos contó Alberto Jiménez, cantante de Miss Caffeina, en una entrevista que le hicimos el pasado verano, esta canción no habla de su experiencia, sino de la de alguien muy cercano a él: “Quería hablar de que gran parte del miedo que se tiene a aceptar la homosexualidad viene por nuestro tipo de educación, y el tipo de educación que tenemos en este país y en muchos más es la religión católica. (…) Nos han enseñado a asustarnos de lo diferente y no aceptarlo. Hay que celebrar el amor. ¿Cómo le puede ofender a alguien que dos personas se quieran? A mí no me entra en la cabeza”.

¿Cómo dice? “Y piden que Dios te salve se este encuentro con el lado opuesto, de lo natural. Ojalá recen por ti hasta sanar tu alma y cada fin de semana mandes todo al infierno”.

  • Kike Santander

    Por Kike Santander

    No, definitivamente no soy el compositor ni exdirector de OT... (ojalá). No llego a tener ese estilo pero dicen, los que me escuchan, que canto bien (mis padres). El vídeo y la música siempre han sido y serán mi vida ¡NO ME LAS ARREBATARÉIS!

¿Qué te ha parecido?

Te doy mis diez

Me indigna

Me entristece

Fli-po

Me partooo