Festivales

Modelo de Respuesta Polar: “Los conciertos en las salas están 60 veces por encima de los de un festival”

Tras acompañar a Izal en la anterior gira, MDRP triunfa con 'Más movimientos':

· "El concepto indie no nos encaja en exceso"

Tras acompañar a Izal en la anterior gira, MDRP triunfa con 'Más movimientos':

· "El concepto indie no nos encaja en exceso"

Para este año solo piden “buena salud musical, no perder la ilusión y que la gente se ilusione con nosotros”. Después de haber estado girando con Izal, Modelo de Respuesta Polar viajan en solitario con su último disco, Más movimientos, un álbum que les está llevando por toda España. Hablamos con Borja Mompó, cantante y guitarrista de la banda valenciana.

Estáis girando por toda España y este pasado jueves 8 de marzo hicisteis parada en el Teatro Lara de Madrid dentro del circuito de conciertos de SON Estrella Galicia. El balance del primer trimestre de 2018 será positivo, ¿no?

Está siendo un gustazo todo. El público es el que lo va construyendo todo y el que hace que estemos donde estamos. Es un lujo girar por toda España, ver las salas llenas y ver cómo la gente canta tus canciones. Ahora mismo estamos en un momento muy dulce y lo estamos disfrutando. Tenemos la suerte de trabajar con gente muy profesional y eso, junto al interés de promotores y festivales, hace que tengamos una agenda muy apretada.

El título de vuestro nuevo álbum, Mas movimientos, ¿hace alusión al paso a paso que estáis dando en vuestra carrera musical?

Bueno, en esto de la música es complicado definir uno mismo el ritmo. Hay veces que de una semana a otra cambia todo y cuando habías planificado una cosa pasa otra totalmente distinta, a veces para mejor. Nos gusta pensar que lo que depende de nosotros, que es hacer canciones, lo hacemos lo mejor posible, y a partir de ahí lo que venga bienvenido sea.

Este año estaréis en el WAM Estrella Levante, Mad Cool, Sonorama, Low Festival… Tocar en tantos festivales es sintomático de buena salud. 

El interés de los promotores siempre se agradece. Tocar en festivales nos gusta mucho porque hay gente que nos va a conocer allí y siempre es un puntito. Los asiduos saben lo que es bueno y van a las salas a vernos porque los conciertos en las salas están 60 veces por encima de los de un festival si realmente eres fan. Los festivales sirven para que te conozca gente nueva, los conciertos allí son muy chulos, pero muy distintos. Es un tipo de concierto más enérgico y con más subidón, pero bueno, creo que las dos facetas son importantes para un grupo y hay que saber estar en un sitio y en otro.

Algunos grupos como Izal o Love of Lesbian forman parte casi de cualquier cartel de festival. ¿Teméis la sobreexposición?

No. Sabemos a qué nos dedicamos y cada uno se expone lo que quiere. Vetusta Morla lo hace muy bien, no tocan en casi ningún festival y se lo montan por su cuenta y otros prefieren hacer todos los festivales que puedan. No hay una máxima, cada uno hace con su carrera lo que considera.

No sé cómo definiríais vuestra música, porque el concepto indie quizá está un poco viciado ya.

Sí, a nosotros tampoco te creas que nos encaja en exceso. Hacemos música de autor, hecha con banda y esa es un poco nuestra premisa.

Habéis estado girando con Izal, ¿qué supuso para vosotros? Supongo que fue un escaparate bestial.

Supuso un aprendizaje muy fuerte, de cómo se gira a ese nivel, tocar en recintos increíbles como el Palacio de los Deportes o el Palau Sant Jordi, que es muy fuerte, y encima fue un escaparate único. Después de aquello notamos un empujón importante, así que sencillamente lo tenemos en la cabeza como un regalo y un buenísimo recuerdo.

Para vuestro anterior disco recurristeis al crowdfunding. ¿En algún momento os dio algo de pudor este modelo de financiación?

Nos dio miedo a posteriori, cuando ya lo habíamos hecho. Es como cuando eres joven y haces locuras y de mayor dices “Buah, ni de coña lo haría”, pues con el crowdfunding pasa lo mismo. Lo sacamos un poco sin pensar y cuando vimos que se había cumplido y que había salido todo guay nos dimos cuenta de la magnitud del asunto y de que si el crowdfunding no hubiera salido habría sido dramático. Ahora mismo no me atrevería a sacarlo, por cascarrabias que soy [risas].

¿Cómo ha evolucionado MDRP?

Como todas las bandas y todas las personas únicas, de forma natural. Con el primer disco teníamos 27 años o por ahí y ahora tenemos 33, 35… Antes compartías piso, ahora vives solo o con tu pareja, y todo influye en la música, también los cambios de ciudades, de trabajo… Supongo que es una evolución normal y que como compositores se plasma en las canciones.

Creo que aún compaginais la música con otras profesiones, ¿no?

Sí, de momento nos mantenemos con los pies en la tierra. Nos gusta esa dicotomía de volver cada lunes al trabajo, ver las cosas con perspectiva y saber que queda mucho curro por hacer. Todo es cuestión de una buena planificación y no lanzarse a la piscina antes de hora. Para eso, el propio ritmo del grupo te marca el momento.

  • Cecilia Marín

    Por Cecilia Marín

    Periodista. Dúctil y resolutiva. Una vez maté una cucaracha tirándole la guía telefónica encima. Todo en mí son grandes ideas. Nadie ha dicho si buenas o malas.

¿Qué te ha parecido?

Te doy mis diez

Me indigna

Me entristece

Fli-po

Me partooo