Madrid Radical: la fiesta del underground madrileño celebra su cuarto aniversario | eslang

Madrid Radical: la fiesta del underground madrileño celebra su cuarto aniversario

Teresa Díaz, Paloma Serrano y Elena Matías, de Madrid Radical. En realidad no son tan serias, solo posan así por postureo. (Foto: Arian Tabatabai)

Este 28 de enero Madrid Radical celebra su cuarto aniversario:

  • Un cartel bien molón, un aperitivo al inicio... ¿Alguien da más?

Elena, Tere y Paloma son Madrid Radical. Empezaron organizando conciertos porque su amigo Raúl Querido, músico y promotor musical, les propuso hacer algo fresco dentro la escena musical madrileña tras ver la selección musical que realizaban en su blog. De eso han pasado ya cuatro años. El blog, como no podía ser de otro modo, acabó abandonado a su suerte (¿hay alguno que no haya terminado así?), pero Madrid Radical se ha consolidado como una de las grandes citas mensuales del underground madrileño.

madrid-radical-4

Este sábado 28 de enero celebran su cuarto aniversario donde siempre… pero no como siempre. Los que se acerquen a la Sala Juglar de Lavapiés serán testigos una vez más del derroche musical de dos bandas: esta vez, Candeleros y Hardcute Ukelele serán los encargados de poner en pie al público. Pero, como ya hicieran el año pasado, Elena, Tere y Paloma también se subirán al escenario convertidas en Las Morsas. “Lo hacemos como algo divertido porque es nuestro aniversario, pero no nos dedicamos a la música, ni de coña”, dice Elena. Además, todo el que vaya podrá llevarse por 3 euros una cinta de casete en la que han recopilado a todas las bandas que han tocado durante estos cuatro años.

Desde sus inicios hasta ahora más de 100 bandas han pasado por Madrid Radical. Sierra, Biznaga, El Último Vecino o Violeta Vil son algunos de ellos. “En cuatro años no hemos repetido nunca cartel”, cuenta. “Madrid está lleno de bandas, y cada vez hay más. Es lo que mola. Todos los días hay conciertos con bandas muy buenas y muy baratos. Eso de que Madrid está muerto es mentira”, defiende.

Para ellas, Madrid Radical es una isla dentro de su día a día. Aunque a las bandas sí les pagan por tocar, ellas no ven un céntimo porque “la base de Madrid Radical es nuestra pasión por la música. Si nos lucrásemos no tendría esta filosofía”. Lo que pretenden es que sean los grupos los que crezcan, que esas bandas el día de mañana toquen en una sala más grande, que la gente descubra su música y se acuerde de que la primera vez que vieron a esos grupos fue en Madrid Radical. “Compartir la música es lo que nos mola. No nos preocupa el dinero, solo nos preocupa que suene bien y que la gente disfrute”, matiza.

madrid-radical-4

De hecho, les han ofrecido muchas veces trasladar Madrid Radical a salas más grandes y nunca han aceptado. “Nos gusta tal y como es y lo hacemos por amor al arte. Si alguna vez hemos recaudado más dinero nos lo hemos gastado en invitar a la gente a cervezas o en comprar la comida para el aperitivo”, aclara, porque en cada concierto sirven un piscolabis que ellas mismas se encargan de cocinar en tres modalidades: apta para todo el mundo, vegana y sin lactosa.

Los gustos de las tres, tanto en comida como en música, son muy dispares, por eso a veces salen “carteles muy locos”. Punk, pop, garage… Todo tiene cabida en Madrid Radical. “En ocasiones hemos mezclado en el mismo cartel a una banda de punk con otra superpop, y al final a la gente le parece guay”, afirma. Para este 2017 solo tienen dos deseos: “que venga mucha gente a descubrir nuevos grupos… y que no coincidan todos los conciertos molones de Madrid a la vez para no perdernos ninguno”.

  • Cecilia Marín

    Cecilia Marín

    Periodista. Dúctil y resolutiva. Una vez maté una cucaracha tirándole la guía telefónica encima. Todo en mí son grandes ideas. Nadie ha dicho si buenas o malas.

Aquí habrá comentarios